General Motors ordenó suspender la venta de sus modelos Chevrolet Cruze, de los años 2013 y 2014, que se encuentran ahora en las agencias de sus concesionarios, sin explicar el motivo.

Cruze es el modelo más vendido por General Motors en Estados Unidos, y ampliamente distribuido internacionalmente.CHEVROLET_CRUZE_1

Los concesionarios de Chevrolet fueron notificados de la medida este jueves en un correo electrónico en el que se les pide detener las ventas de los modelos Cruze con motor de 1.4 turbo.

El pedido afecta sólo a los modelos Chevrolet Cruze de 1.4 litros turbo de carga.

El número de vehículos que podrían verse afectados es relativamente pequeño ya que la petición cubre sólo 60 días validos de producción.

Esto daña nuevamente la imagen para General Motors, que continúa enfrentando las consecuencias de no haber emitido una orden de reparación para 1.6 millones de vehículos con interruptores de encendido defectuosos y que han sido vinculados a 12 accidentes fatales.

En total, la compañía ha ordenado reparaciones a 3.3 millones de vehículos en todo el mundo desde mediados de febrero.